DR. HERNÁN LEÓN VELASCO
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

INCONTINENCIA

 
 
 
 
 
Agenda tu cita
 
Solicitar cita:
Fecha:
Seleccione hora:
No se puede encontrar un horario libreDeje sus detalles
Rellenar información de contacto
La cita se ha reservado con éxito. Se le notificará cuando la cita sea confirmada.
 
 
 
 
 
 
La incontinencia urinaria —pérdida del control de la vejiga— es un problema frecuente y que a menudo causa vergüenza. La intensidad abarca desde perder orina ocasionalmente cuando toses o estornudas hasta tener una necesidad de orinar tan repentina y fuerte que no llega al baño a tiempo.

 
 
 
 
Si la incontinencia urinaria afecta sus actividades diarias, no dude en consultar al médico. En la mayoría de las personas, algunos cambios sencillos en el estilo de vida o un tratamiento médico pueden aliviar la molestia o detener la incontinencia urinaria.
 
 
 
 
 
 
Los tipos de incontinencia urinaria comprenden:
 
 
 
  • Incontinencia de esfuerzo. La orina se escapa cuando ejerces presión sobre la vejiga al toser, estornudar, reír, hacer ejercicio o levantar algo pesado.
  • Incontinencia imperiosa. Tienes una necesidad repentina e intensa de orinar, seguida de una pérdida involuntaria de orina. Es posible que tengas que orinar con frecuencia, incluso durante toda la noche.
  • Incontinencia por rebosamiento. Tienes goteo de orina frecuente o constante debido a que la vejiga no se vacía por completo.
  • Incontinencia funcional. Un deterioro físico o mental te impide llegar al baño a tiempo. Por ejemplo, si tienes artritis grave, es posible que no puedas desabotonarte el pantalón lo suficientemente rápido.
  • Incontinencia mixta. Tienes más de un tipo de incontinencia urinaria.
  • La incontinencia urinaria también puede ser un trastorno persistente causado por problemas físicos o cambios de fondo, entre ellos:
 
 
 
 
 
  • Embarazo
  • Parto
  • Cambios a causa de la edad
  • Menopausia
  • Histerectomía
  • Agrandamiento de la próstata
  • Cáncer de próstata
  • Obstrucción
  • Trastornos neurológicos
  • Las complicaciones de la incontinencia urinaria crónica comprenden:
  • Trastornos de la piel. Cuando la piel permanece constantemente húmeda puede promover la aparición de erupciones, infecciones de la piel y llagas.
  • Infecciones de las vías urinarias. La incontinencia aumenta el riesgo de padecer infecciones urinarias recurrentes.
  • Impacto en la vida privada. La incontinencia puede afectar las relaciones sociales, laborales y personales.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
DR. HERNÁN LEÓN VELASCO - Especialista piedras en el riñón
 
 
 
 
Es importante determinar el tipo de incontinencia urinaria que tiene. En general, el médico puede determinarlo a partir de sus síntomas.
El tratamiento de la incontinencia urinaria depende del tipo de incontinencia, la gravedad y la causa de fondo. Probablemente se necesite una combinación de tratamientos. Si la enfermedad preexistente es la causante de los síntomas, el médico tratará esa enfermedad primero.
Es probable que el médico sugiera tratamientos menos invasivos al principio y continúe con otras opciones solamente si estas técnicas fallan.